Adulto alternativo o adulto extemporaneo

Domingo, abril 29, 2007

Hoy fue un día de hueva extrema. Me la pasé casi toda la primera parte dormida luego de ir a desvelarme a una fiesta pseudo-antrera. Los antros ya no son lo que recuerdo. Incluso el aire estaba limpio; nunca llegó ese caracteístico aroma de las fiestas de antaño, no me ardían los ojos ni me dio hambre. Las fiestas ya no son lo de antes. Tres grupillos de la nueva escena nacional (qué frase tan pretenciosa!) tocaron, solo vi a dos; ambos me parecieron asquerosos pero bueno! quizá ya no tengo el mismo oído musical de hace años.

Nuevamente, la edad ya me pesa.

Fue curioso; eran las 2:45 am y el evento ya había terminado. Recuerdo cuando los eventos a los que asitía por allá de 1994 a 1999 terminaban alrededor de las 5 am o cuando ya el bolsillo no daba para más. Alguno estaba tirado en algún rincón en medio de una guácara fenomenal o algunos por pares (a veces de a más pero nunca se confirmó) ya habían desaparecido para realizar actividades de tipo carnal. Suerte para mí, yo solo estaba ebria esperando ver como me iba a mi casa.

Y ese era el itinerario de al menos 3 días a la semana. Ahora, una noche de pseudo-desvelo y estoy tirada en cama más de 12 horas! Insisto, tristemente, la edad si pesa.

No importa que yo viva con el síndrome de Peter Pan, el llegar a la década de los ‘tas no es cosa sencilla. No hay muchas canas aún, o al menos la industria química me ha ayudado a esconderlas; tampoco hay arrugas, mucha gente envidia mi juvenil apariencia; pero los malditos achaques ya están presentes! Cómo recuerdo auellos días en los que mi medicina consistía en echarme un gatorade para revivir… ahora, varios añós y 16 medicamentos distintos al día después, me doy cuenta que los años te la cobran.

Y para culminarlos, escuché a Nirvana en una estación de sky llamada “Adulto Alternativo”… madres!

En fin, el tiempo pasa y hay que envejecer con estilo. O al menos tratar de no morir en el intento … o de menos verse bien viviendo en el pasado.


En sus marcas … listos … venga!

Jueves, abril 26, 2007

En vista de que no llegué más allá de la segunda etapa de Caza de Letras, voy a poner mi blog para escribir estupideces. Claro! no voy a ganar nada ni a publicar ni a ser famosa pero se me va a quitar el espiritu exhibicionista que traigo guardado (no mucho).

Y por qué hago esto? Pues porque puedo, sería la respuesta más obvia; en realidad lo hago por ociosa. Los blogs me dan cierta fobia, a veces creo que son un grito desesperado de “por favor, alguien hágame caso!”, y que yo recuerde, ya dejé esa época en el pasado.

Pero no lo puedo evitar, soy leo y me gusta ser el centro de atención.

Aprovecho para felicitar a mi marido porque hoy es su cumpleaños… claro, con suerte él no verá esto.

Ah! si mi marido me viera!! … mi marido odia los blogs